Aquí le mostramos cómo detectar las cámaras ocultas que podrían estar en su Airbnb

En los aproximadamente 13 años que lleva en el negocio, Airbnb se ha convertido en uno de los servicios de alojamiento para viajeros más destacados, ofreciendo propiedades únicas en todo el mundo. Aunque ha revolucionado en gran medida la forma en que las personas visitan diferentes ubicaciones, existen muchas diferencias entre un hotel y una propiedad de Airbnb, es decir, que esta última es propiedad y está operada por personas individuales.

Dado que los individuos son los propietarios de las propiedades de Airbnb en lugar de los hoteles, que son propiedad de empresas y están regulados por ellas, cada Airbnb es exclusivo del propietario. Un dato que ha preocupado a los usuarios de Airbnb durante algún tiempo son las violaciones de privacidad que pueden ocurrir por dormir en la residencia de otra persona. Si bien las regulaciones de Airbnb requieren que los anfitriones revelen la ubicación de las cámaras instaladas en el hogar por motivos de seguridad, el uso de cámaras ocultas está explícitamente en contra de las reglas.

¿Cómo detecta cámaras ocultas en un Airbnb? Esto es lo que sabemos.

Aunque puede parecer casi imposible encontrar una cámara «oculta», especialmente si son microscópicas (como pueden ser muchas cámaras espía hoy en día), hay algunas formas de verificar su próximo alquiler de Airbnb y ver si hay alguna por ahí.

Un ex pirata informático en TikTok, Marcus Hutchins, que se hace llamar @malwaretech, publicó un video en el que demostró cómo husmear por su cuenta para ver si su anfitrión lo observa.

El artículo continúa debajo del anuncio

«Lo primero que querrá buscar son dispositivos que estén convenientemente ubicados donde una enredadera querría mirar», dijo Marcus en el video. Luego señaló lugares específicos que estarían cerca de donde las personas se mueven a menudo y duermen.

«Tome esta alarma contra incendios, por ejemplo. Se coloca justo encima de la cama. Una forma de ver si el dispositivo es una cámara es iluminarlo con una luz brillante», explicó, encendiendo una luz en la alarma.

El método para probarlo es simple, dijo Marcus: «Si golpeas la lente de una cámara, obtendrá un reflejo azulado. Ahora puedes probar esto al encender una luz en tu teléfono y ver cómo se ve la cámara cuando se coloca debajo Una linterna.»

También dice que elementos como relojes despertadores y cargadores USB también podrían albergar pequeñas cámaras ocultas.

El artículo continúa debajo del anuncio

«Este despertador tiene un espejo», dijo el ex pirata informático, «pero si lo iluminamos con una luz brillante, podemos ver a través del cristal y ver que hay una cámara allí. Esta técnica también puede funcionar en espejos bidireccionales».

Como una pequeña advertencia final, Marcus concluyó diciendo: «Estas cámaras son realmente pequeñas, como pueden ver aquí, por lo que pueden ocultarse en cualquier cosa, incluso en un agujero en la pared».

El artículo continúa debajo del anuncio

Hay formas de combatir esto más allá de simplemente buscar cámaras, como comprar dispositivos de detección de RF disponibles en sitios como Amazon. Estos son capaces de leer la mayoría de las señales de radio que emitirían las cámaras ocultas. Sin embargo, incluso con eso, algunas cámaras son tan pequeñas y emiten señales tan mínimas que la mayoría de los lectores disponibles comercialmente ni siquiera podrán captarlas.

Naturalmente, los comentarios del video, que ha sido visto cerca de 10 millones de veces, se vieron inundados de usuarios preocupados por su seguridad cuando se hospedan en un Airbnb. Algunos han dicho que el potencial de ser espiados los está convenciendo de que ya no utilicen el servicio.

«¿Solo quieren ver a los inquilinos vivir sus vidas? ¿Dormir? ¿Comer? ¿Cambiarse? ¿Cuál es el punto?» exclamó un usuario preocupado.

«Dios mío, nunca más», escribió otro.

Deja un comentario