La inteligencia artificial rodea a los presuntos asesinos de Samuel Luiz Sociedad - Tendencias Hoy

La inteligencia artificial rodea a los presuntos asesinos de Samuel Luiz Sociedad

Parecía aterrador como una multitud porque era imposible de entender. Las fotos borrosas, oscuras y lejanas con las que las cámaras de la calle registraron el bárbaro linchamiento que se cobró la vida de Samuel Luiz en A Corua el 3 de julio se convirtieron en un escollo para explicar el crimen. Sin embargo, con la ayuda de la tecnología, esas sombras se han eliminado.

El tratamiento, realizado por una empresa de inteligencia artificial de A Corua, ha mejorado la nitidez y uniformidad del color además de ampliar las grabaciones. Los agentes lograron identificar a cada persona atrapada por su ropa y distinguir claramente sus movimientos, señalaron fuentes de la investigación. Según informes policiales recientemente incluidos en el resumen, las imágenes destruyeron la versión de Cao ASC, el único de los siete detenidos que accedió a declarar y que afirmó que no tocó a la víctima. Y también niegan el último Alejandro MR detenido.

La grabación permitió identificar a los 10 hombres que habían perseguido a Luiz durante seis minutos y 150 metros fuera del pub El Anden esa noche. Sin embargo, los investigadores concluyeron que fueron los seis acusados ​​de asesinato o homicidio involuntario (la única mujer arrestada que fue acusada únicamente de encubrimiento) quienes estuvieron involucrados en la golpiza. Sospecha que los otros cuatro, que van de todas partes a lugares ruidosos intermedios, deambulaban alrededor de los presuntos asesinos, solo con la intención de presenciar el ataque. De los siete detenidos, cinco son adultos y cuatro de ellos están tras las rejas. Los dos menores de edad se encuentran recluidos en un centro de detención y solo uno de ellos tiene constancia.

Además de confirmar que Diego MM y Alejandro FG capitanearon la fatal golpiza, el informe policial señala que en las imágenes se puede ver cómo Caio mata a ASC Luiz, confirman múltiples fuentes familiarizadas con la investigación. Según la policía, la grabación destruye así la versión proporcionada por este acusado del crimen. Aseguró al juez que había iniciado la investigación (actualmente el asunto está en manos de otro juez) que no tocó a la víctima y que contactó solo a tiempo para tratar de evitar la golpiza.

Más tendencias:  Michael Sailor: de revolucionario financiero a multimillonario en solo un año

El tratamiento de las imágenes también condujo al eventual arresto. Alejandro MR, de 25 años y sin antecedentes previos, fue enviado a prisión a fines de septiembre, casi tres meses después del resto, pero la policía lo había visto desde julio. Los agentes sospecharon que él también era parte del grupo agresor, aunque solo confirmaron lo que testificó como evidencia de que estuvo presente en las reuniones organizadas por sus amigos esa noche, luego de herir mortalmente al joven. Las grabaciones han confirmado que participó en la golpiza, y ahora el juez lo ha acusado de asesinato. Su ADN de las muestras recolectadas en los pantalones de Luiz aún no se ha probado y aún se está analizando.

El arduo trabajo que arroja luz sobre el crimen de Luiz es obra de la empresa coruña Cinfo, que ha ayudado desinteresadamente a la policía. La firma de inteligencia artificial utilizó software para limpiar y ampliar imágenes entre 5 y 10 veces, además de reconstruir el marco y mejorar la iluminación, explica su director general, Antonio Rodríguez del Corral. Todo esto “sin tocar el video original”, es un requisito vital cuando se trata de la Inquisición. Dos de los empleados de la empresa trabajaron en secreto durante casi un mes para “dar a la policía la mejor imagen posible”, añade.

Un agente se traslada a uno de los detenidos por la fatal golpiza de Samuel Luiz.Kabler (EFE)

La nitidez de las grabaciones de las cámaras callejeras atestigua los arriesgados roles de Ibrahima y Magatte, dos senegaleses que intentan salvar a Luiz exponiendo sus propias vidas. Las patadas y puñetazos que soportó Ibrahima, especialmente cuando centró su cuerpo para proteger a Luiz, son encomiables. Los investigadores creen que servirán para respaldar el cargo de intento de asesinato durante el cautiverio.

Más tendencias:  Turquía prohíbe el uso de criptomonedas como medio de pago

De los muchos presentes en la zona, Ibrahima y Magate fueron las únicas dos personas que acudieron al rescate de los jóvenes. Mucho ha cambiado en su vida después de este accidente. El gobierno le ha permitido regularizar su cargo en España y un empresario atónito por el incidente lo ha contratado en una fábrica de puertas. El pleno municipal de A Corua ya ha aprobado por unanimidad el nombramiento de los hijos adoptivos de la ciudad.

La policía casi ha cerrado su investigación

Las partes aún no han tenido acceso al nuevo video, en el que se basan los últimos informes policiales presentados al tribunal, lo que ha dado lugar a denuncias sobre la defensa de algunos de los imputados. La policía, por su parte, prácticamente ha detenido su interrogatorio. La medida final depende de la justicia estadounidense, donde se resuelve la Comisión Rogatoria enviada por el Juzgado de Instrucción No. 8 de A Coruá para permitir que Facebook acceda a los mensajes de WhatsApp e Instagram que fueron borrados por los atacantes.

Los investigadores están convencidos de que han destruido las comunicaciones que los incriminan, y lo hicieron en una reunión horas después del crimen cuando se enteraron de que Luiz había muerto por las horribles heridas sufridas por su golpiza en el hospital. Fuentes cercanas al caso han advertido, sin embargo, que información a la que aún no se ha accedido podría “solo aumentar la carga de la prueba”, ya que los cargos contra los siete imputados ya están bien vinculados en este momento. También se ha decomisado el móvil del séptimo preso y se está investigando su contenido.

Más tendencias:  5 Bitcoin, Blockchain y Defy News - 8 de abril
Manifestación celebrada en Barcelona el 22 de julio en la que uno de los asistentes muestra un retrato de Samuel Ruiz.
Manifestación celebrada en Barcelona el 22 de julio en la que uno de los asistentes muestra un retrato de Samuel Ruiz.NurPhoto (Nurphoto a través de Getty Images)

Si el acusado de difundir el odio a la homofobia será acusado en todo el proceso judicial. Por el momento, la fiscalía dice que Diego MM, el imputado que primero agredió al joven, lo llamó “maricón”, “actuando con conocimiento de la condición de homosexual de Luiz”, informan fuentes cercanas al proceso. Su abogado, Luis Salgado Carbazales, discrepa: “Esto no es, desde el punto de vista jurídico y fáctico, la afirmación de que estos hechos tengan alguna causa o relación con la homofobia”, dice el abogado. La sinopsis incluye la declaración de un testigo que asegura que Diego MM repitió la humillación de la homosexualidad tras la golpiza, refiriéndose a la víctima como un “maricón de mierda” y un “maricón de mierda”. Salgado afirma que sería necesario demostrar no solo si su cliente realmente dijo estas palabras, sino también en qué contexto y “si su actuación tuvo consecuencias para él”.

El crimen de Luiz desató una ola de protesta y solidaridad con el colectivo LGTBI. Los investigadores quedaron impresionados por el hecho de que los atacantes golpearon a un hombre que no conocían y que ni siquiera pudo resistir la muerte. El encargado de la investigación, un comisionado de amplia experiencia, Pedro Agudo, ha admitido que nunca se había encontrado con un asesinato con tal grado de violencia cometido por civiles sin pasado criminal. “El hecho de que personas sin antecedentes previos sean capaces de llevar a cabo una invasión que se convierta en el exterminio de un ser humano”, destacó el jefe de la brigada provincial de la Policía Judicial de A Corua, “marca un antes y un después”.

Deja un comentario